Este artículo es el nº36 de la serie relacionada con el Mindfulness: Vida diaria. Consumo Consciente, Alimentos

El consumo consciente implica consumir cosas que aporten a nuestro cuerpo y nuestra mente paz y felicidad, en lugar de nerviosismo y malestar. Cuando observamos con detenimiento, sabemos cómo alimentar el cuerpo y la mente con alimentos saludables y evitar ingerir los dañinos. En el budismo, hablamos de los cuatro tipos de alimento que el cuerpo y la mente pueden asimilar: alimentos comestibles, impresiones sensoriales, volición y conciencia.

Los alimentos comestibles son los que se toman por la boca. ¡Realmente somos lo que comemos! En Asia, la gente dice: «La enfermedad entra a través de la boca». Los franceses dicen: «Cavamos nuestras tumbas con los dientes». Es de sobra conocido que un amplio porcentaje de las enfermedades (ataques al corazón, diabetes y otras) están relacionadas de forma directa con nuestra forma de comer. Al comer y beber conscientemente, no introducimos alimentos malsanos en nuestro cuerpo solo a causa de su sabor, porque sabemos que el placer momentáneo conducirá a un mayor sufrimiento más tarde. Podemos recitar una o varias de estas cinco contemplaciones antes de comer:

.

 

Este alimento es el don de todo el universo:
La tierra, el cielo, numerosos seres vivos,
y mucho trabajo duro y hecho con amor.
Comamos con gratitud y plena consciencia
para ser dignos de recibirlo.

Reconozcamos y transformemos las formaciones mentales perniciosas, especialmente nuestra avidez (y aprendamos a comer con moderación). Mantengamos viva nuestra compasión comiendo de forma que se reduzca el sufrimiento de los seres vivos, preservar nuestro planeta e invertir el proceso del calentamiento global. Aceptamos este alimento para nutrir nuestra hermandad, construir nuestra comunidad, y alimentar nuestro ideal de servir a todos los seres vivos.

Al menos una vez a la semana, deberíamos recordarnos nuestro deseo de comer conscientemente recitando estas cinco contemplaciones en la comida con la familia.

  Bibliografía: La Paz está en tu interior. Prácticas diarias de Mindfulness de Thich Nhat Hanh. Ed. Espasa Libros, S. L. U.